Carousel Politica Institucional Sociales

Firmas y Petición de Asamblea Extraordinaria por Pedernera

El sábado próximo, cuando el Taladro cierre su participación en la Superliga frente a Newell’s, de local, la pelota pasará a segundo plano, ya que antes del comienzo del partido, el socio de Banfield tendrá la gran oportunidad de hacer crecer a la institución.

Éste crecimiento tiene que ver con la adquisición del Predio de Pedernera, y la gran chance para todos los banfileños de contar con ese lugar, en el corazón del barrio, y para todas las actividades que se deseen realizar.

La agrupación Tradicionalista, Compromiso Banfileño, Unidos x Banfield, Movimientos de Socios y Socias autoconvocados, más Socios y Socias Independientes, ante la pasividad y no respuesta de la actual comisión directiva con respecto a Pedernera, decidieron impulsar la medida de juntar las firmas de los socios, para convocar a una asamblea extraordinaria, para poder tratar en serio, y de una vez por todas el tema en comisión directiva, y con la importancia que requiere.

Ésta medida está avalada por el artículo 102, del Estatuto, donde expresa textualmente, «La Asamblea Extraordinaria deberá ser convocada, cuando lo sea a petición de asociados, dentro de los treinta (30) días de formulada la solicitud, o cuando la comisión directiva lo creyere conveniente, en cuyo caso efectuará la convocatoria con quince (15) días de anticipación a la fecha de realización de la misma. Cuando fuera a petición de asociados, la solicitud deberá formularse por escrito y estar suscripta por lo menos por el cinco por ciento (5%) de los socios con derecho a voto y con indicación expresa de los motivos del requerimiento.»

Está más que claro que los motivos del requerimiento son fundamentales para el crecimiento del club, que necesita del espacio de Pedernera, no solo pensando en actividades deportivas, sino también como elemento integrador entre el barrio y la institución.

El sábado, los socios, por intermedio de sus firmas, se harán escuchar por una comisión directiva que hasta aquí, decidió hacer oídos sordos.

Seguramente ésto será un punto de partida, para que los socios puedan ser escuchados, porque en definitiva, el club les pertenece, y los que tienen la obligación de llevar adelante los destinos del mismo, tienen la obligación institucional, y también moral de tomar las decisiones que beneficien a los asociados.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *