Carousel Fútbol Profesional

Un largo receso que perjudica mucho

La eliminación del Taladro de la Copa de la Superliga, obliga al cuerpo técnico encabezado por Hernán Crespo a reorganizar las vacaciones del plantel, y la pretemporada que se viene.

No es fácil afrontar los meses próximos, sabiendo que Banfield solo tiene un partido por delante, frente a Talleres de Córdoba por Copa Argentina, y será seguramente después que finalice la Copa América el 7 de Julio.

Si pensamos que la próxima Superliga está pensada para arrancar a fines de julio, o principios de Agosto, serían tres meses sin competencia oficial, algo que no solo perjudica desde lo deportivo, sino que también perjudica en lo económico.

Seguramente será para revisar éste largo receso, no solo desde el club, sino desde la organización de la Superliga y la propia Asociación del Fútbol Argentino, que intentó maquillar el errático calendario del torneo anterior, con una Copa jugada por eliminación, y que por dicho sistema no garantiza la continuidad de partidos.

Tres meses sin jugar para un plantel profesional es muchísimo, y no cabe ninguna duda que éstos recesos tan largos no deberían repetirse por el bien de las instituciones.

En lo que respecta al plantel, será licenciado en el mes de Mayo, y volverá al trabajo en el mes de Junio; y si se puede sacar algo positivo de tanta inactividad, sería que Crespo tendrá bastante tiempo para decidir junto con los dirigentes el armado del equipo.

Varios jugadores deberán regresar de sus préstamos, y a varios se les termina el contrato, y será un trabajo en conjunto del técnico y los dirigentes a cargo del fútbol, para tomar decisiones, y donde no podrán equivocarse, porque Banfield necesita sumar muchos puntos para no tener problemas con el promedio.

Ahora sólo resta esperar las vacaciones de los jugadores, y que en junio vuelvan al trabajo para pensar en sacar resultados positivos y que Crespo pueda imponer definitivamente su idea futbolística, pero es necesario que desde la organización de los torneos, sea la Superliga, y también la AFA revisen urgentemente un sistema de campeonatos que lleva a los clubes al precipicio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *